INVITACION: Presentación del libro “El robo de El entierro del Conde de Orgaz”

Por José Luís Serrano Cebrián.

www.elentierrodelcondedeorgaz.com

Como muchos de vosotros sabéis, acabo de publicar mi novelita, “El robo de El entierro del Conde de Orgaz”, que es mi primer libro y si nada lo impide, no será el último. Se me nota que en todo esto de las presentaciones, bueno y en todo lo demás también, soy novato y seguramente descuidaré algo que descubriré en el crítico momento, pero el riesgo del error le asumo desde el momento en el que decidí publicar una novela que llevaba ya diez años escrita. 

Esto de publicar algo que surgió como una reflexión íntima en un momento delicado es algo molesto porque uno muestra un lado íntimo y oculto a los demás, lo que en muchas ocasiones provoca en uno cierta sensación de vulnerabilidad. Estos años atrás estuve haciéndome a la idea de publicarlo, pero siempre deseché la idea por el mismo motivo, el de no querer mostrar un lado íntimo que me desnude ante posibles comentarios o actitudes. 

Pero a finales del 2.013, haciendo balance del año acabado y estableciendo los objetivos del siguiente, decidí ser honesto con todos y el primer paso imprescindible era serlo primero conmigo mismo. Creo que nadie en el mundo debe ser presa de sus prejuicios, así como creo que nadie debe paralizar sus proyectos por miedo a descubrirse. Así que decidí poner en marcha la publicación del libro y afrontar esta aventura, no sin miedo, pero sí con la firme decisión de gestionar emocionalmente las consecuencias de mi decisión, siempre haciendo acopio de toda la humildad de la que fuera capaz, reconociendo mis errores y defectos, pero teniendo por bandera las ganas de hacer cosas y abordar proyectos el resto de mi vida. 

Hablar de los sentimientos de uno mismo en un blog y difundirlo a los cuatro vientos no esta muy bien visto y puede parecer a los ojos de los demás incluso algo “pastelito”, lo reconozco. Pero es parte de mi decisión, la de abordar los proyectos que llevan a mis objetivos, la de comunicarlo con naturalidad y la de gestionar emocionalmente esta creencia propia de la manera más adecuada. 

Al igual que las obras maestras de un artista cristalizan para toda la humanidad y así fue precisamente con “El entierro del Conde de Orgaz”, algo que por otro lado agradecerá la humanidad de por vida, hay otras obras más humildes y de peor calidad que, no por su belleza pero sí por la trascendencia personal, son necesarias también que cristalicen. Cuántas veces nos hemos despedido de una persona con el arrepentimiento de no haberle mostrado más afecto, aún habiéndolo sentido, mediante una simple caricia. Pues bien, una caricia es algo al alcance de todos y no cuesta ni tiempo ni dinero, sólo sentirlo y hacerlo. Pues algo parecido pasa con libros como el mío, son gestos humildes y posiblemente con calidad limitada, pero no estoy dispuesto a arrepentirme de no dar esa caricia a la vida. 

Y de esta manera, dando caricias a la vida, espero pasar la mía, sin que los demás lo sufráis demasiado, porque tras una larga reflexión, quizás de años, tomé la decisión de adoptar un papel de actor, no principal, pero sí sentirme en cierta manera protagonista de algo que dura unos años, décadas, lustros o con suerte un siglo, y que espero y deseo que salpiquen la linea de mi vida de briznas de satisfacción y felicidad.

Así que, todos estáis invitados a pasar un rato agradable conmigo en la presentación de esta caricia a la vida, que cristalizó de manera espontánea y que me encantaría que fuera la primera de una secuencia de muchas cristalizaciones, en forma de caricias vitales, siempre desde el respeto a todos y la humildad. De igual manera serán recibida las críticas, siempre que sean hechas desde idénticas coordenadas.

Por cierto, a todos los que me acompañéis, gracias de antemano por estar ahí en un momento tan especial y a todos los demás que soléis leer este blog, mi más profunda gratitud. 

Una vez más, gracias por estar.

20140610-195323-71603033.jpg